TODAS LAS SALIDAS DE PESCA QUEDAN TEMPORALMENTE APLAZADAS POR EL ESTADO DE ALARMA DEBIDO AL COVID19, NO SE REANUDARÁN HASTA QUE NO SE SOLUCIONEN LAS INCIDENCIAS DERIVADAS DEL ESTADO DE ALARMA, SENTIMOS LAS MOLESTIAS

19 dic. 2016

LA PESCA DE LA LUCIOPERCA

Pocos peces que requieran una pesca tan fina y técnica como la lucioperca, conocer la zona de pesca, las querencias de este pez, los señuelos, saber leer a través de la caña que es lo que ocurre al otro extremo, rapidez en la clavada y un material ligero y sensible son fundamentales con este tipo de pesca.

Cuando las aguas se enfrían sandras y fluvis son sin duda las reinas de las aguas de Mequinenza, pudiendo obtener numerosas capturas si sabes a lo que pescas, para ello está el guía que te asesora, te lleva a los spots y te dice donde, como y con que.

No es cuestión de lanzar por lanzar a la nada y sin ningún argumento, más bien consiste en lo contrario en solo pescar determinados lugares, determinados metros, pescarlos, explotarlos, sacarles partido y repetir al cabo de unas horas si la situación lo requiere, aquí, no consiste en pescar largo y batir terreno, valdría el símil fubolístico "cortita y al pie" lances dentro de un área, sin salirse de ella, manejo lento del lure notando cada piedra del fondo y al mínimo golpe clavar con rapidez, es la esencia de esta pesca.

Como digo muchas veces, mal lo estamos haciendo si cuando traemos el señuelo, no notamos obstáculos, perfectamente podría decirse: Not obstacles, not zander.


A veces la cantidad no está reñida con la calidad, prueba de ello son estas fotografías de algunos días con más de 40 peces subidos a bordo.