OTOÑO-INVIERNO PESCA DE LA LUCIOPERCA A LANCE, SI QUIERES RESERVAR TU JORNADA DE PESCA LLAMA E INFÓRMATE EN EL 605521371 o en albertomillan@silurosallanzado.com
Mostrando entradas con la etiqueta lucio. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta lucio. Mostrar todas las entradas

17 dic. 2015

LOS LUCIOS DEL RÍO GÁLLEGO

Pocos peces dan tantas garantías de pesca en estos meses invernales como el lucio, creo que se percibe en los pocos artículos que dedico a este pez, su pesca y al río en el que aprendí a pescar que es una especie, una pesca y un río que me llena de recuerdos.... Y nostalgia.

El lucio, un pez que aunque hoy en día no pesco lo que me gustaría en gran parte debido al poco tiempo y al complicado momento que pasa por estas aguas creo que conozco bastante bien, pues lo he pescado durante muchos años y posiblemente sea el pez que más me ha enseñado y más me ha echo pensar en esto de la pesca.

Cuando echo la vista atrás y recuerdo tiempos pasados me doy cuenta de lo poco que valorábamos el paraíso que teníamos en este río aragonés, quizás por ello ahora cada captura supone un pequeño reto que cuando lo consigues, solo puedes admirarlo, contemplarlo, mimarlo, fotografiarlo tenga el tamaño que tenga y antes de despedirte de el, desearle buena suerte.

Tristemente donde antes había lucios en importante número y tamaño, ahora solo quedan recuerdos y sus poblaciones se han visto reducidas a unos pocos y contados tramos del río Gállego, en el resto de su recorrido aunque siempre queda alguno son capturas anecdóticas, son lucios aislados que tienen muy complicado el superar este difícil momento, si no hay un mínimo número de ellos es difícil que puedan salir adelante, pues no hay puestas y así resulta imposible.

Al estar mucho más concentradas esas poblaciones de lucios, también la presión de pesca que reciben es mayor, la gran mayoría de pescadores se concentran en esos pequeños tramos, son lucios que en su mayoría sin tener un gran tamaño cuentan con algún-os encuentros con pescadores y ya han sido liberados, lucios sumamente desconfiados, no es extraño verlos seguir el artificial hasta la misma orilla sin atacarlo, cuando esto ocurre se ha de pescar muy fino, con señuelos muy realistas y contar con "tablas" en esto de la pesca para tener un mínimo de éxito en su pesca.

A nivel personal prácticamente solo pesco con jerkbaits blandos en colores naturales, perlas, blancos, brillantes que emitan destellos y dotados de gran movilidad y realismo, swimbaits en colores naturales para mi unos de los mejores señuelos para pescar en aguas poco profundas como son las de este pequeño río, su realismo y natación son inigualables y algún jerkbait duro manejándolo tirón-pausa para pescar rápido y tocar mucho terreno en poco tiempo.

Una de las mejores noticias para alguien que disfrutó de este río y sus lucios y que sabe de su potencial sería que algún día se recuperara y se pareciese a lo que fue no hace tantos años, ojala en un tiempo pueda escribir otro "post" en el que cuente de esta especie y este río va para adelante y cuenta con una población estable de esox lucius en todo su recorrido.

Os dejo con algunas fotografías de algunos de estos supervivientes pescados en estos meses otoño-invernales, ojala pueda seguir haciendo estas escapadas al lucio durante muchos años, será la mejor prueba de que siguen ahí...



8 feb. 2015

DE LUCIOS POR EL GÁLLEGO

Todos los inviernos no puedo dejar de hacer alguna escapada por el río gállego, la escuela donde aprendí gran parte de lo poco o mucho que sé de esto de la pesca. De esto hace ya unos cuantos años.
El lucio (ESOX LUCIUS), un pez el cual mucha gente está muy equivocada en cuanto a su inmerecida fama y su comportamiento.
El lucio y especialmente los grandes lucios en aguas bastante pescadas, solo hilando muy fino y sabiendo muy bien lo que haces puedes provocar su picada, afortunadamente su desconfianza los hace difíciles y por ello codiciados.


3 ene. 2014

RESUMEN PESCA TEMPORADA 2013

Terminó el 2013, un año un tanto atípico con un principio de año en el que las riadas fueron la nota predominante y en pleno mes de Enero estábamos pescando siluros al lance, un año en el que a comienzos del mes de Junio el agua estaba 10 grados más fría con respecto a esas mismas fechas del año anterior con unas condiciones y temperaturas inusuales en ese mes.
El verano llegó muy tarde para lo que es habitual por estas tierras, en pleno mes de Junio estábamos pescando siluros al lanzado, siendo este mes el que deparó los dos mayores siluros con esta modalidad y no se pudo pescar a pellets hasta prácticamente el mes de Julio, aunque al final mereció la pena la espera y es que este tipo de pesca a pellets si haces bien las cosas es casi apostar sobre seguro.

Un año este 2013 en el que de nuevo pude batir de nuevo un récord personal, esta vez fue una carpa que me quedé con la duda de cuanto pesaba exactamente, un peso que llegaba hasta los 25kg llegó al tope.




Un final de año en el que pude tener un reencuentro con los grandes lucios y el río gállego me regaló uno de los contados tesoros que se esconden bajo sus aguas, esperemos que este 2014 nos depare también muchas y grandes capturas, desde ya mismo, comienza la cuenta atrás...

Os dejo con unos vídeos de algunas de las capturas que nos deparó este pasado 2013.


24 dic. 2013

GRANDES LUCIOS, REENCUENTRO CON EL PASADO

Cada vez que visito mi Gállego del alma y veo las antiguas badinas que hace no hace tantos años rebosaban lucios por todos lados y veo en lo que se han convertido la mayoría de ellas se me cae "el alma al suelo", no obstante en algunas de ellas que las que las riadas no las han alterado los lucios se agarran a la vida en una lucha diaria por la supervivencia y sin contar con el número de ejemplares que antaño, me alegra ver que todavía siguen ahí.

Aunque lo cierto es que apenas lo visito y le dedico poco tiempo a esta especie llevaba ya varios años sin toparme con uno de los escasos supervivientes de 2 cifras que aún habitan alguna poza de este río, se tienen que dar muchos condicionantes a favor para sacar uno de estos cocodrilos, me remito a copiar y pegar lo escrito en el anterior post: Los contados grandes lucios que habitan estas pozas son auténticos supervivientes que saben “latín”, adquiriendo un grado de astucia y recelo realmente sorprendente, hasta el punto de que muchos de los que piensan  que el lucio es un pez relativamente fácil y confiado que ataca cualquier artificial sin demasiados miramientos y que dudan de la astucia de este pez, verían con estos "supervivientes" como esa teoría se les caía por los suelos.

Papa Noel este año me quiso dar mi regalo anticipadamente con uno de estos supervivientes que me hizo recordar muchas cosas que ya casi había olvidado, esa brusca retención del artificial, ese segundo que dudas si has enganchado hasta que lo notas cabecear y nadar de un lado a otro, ese enorme reflejo en el que te das cuenta que puede ser un dos cifras, esa primera alocada carrera sacando línea a toda velocidad en busca de algún obstáculo, esa poderosa bocaza dando cabezazos en superficie tratando de desprenderse del señuelo o esa última loca carrera en la orilla antes de darse por vencido, ese trofeo ya en tus manos que no puedes dejar de contemplarlo, esas rápidas fotos tratando de liberarlo lo antes posible, ese olor a esox impregnado en las manos, inconfundible con el de cualquier otra especie y ya por último el ver como ya libre, el viejo superviviente se aleja nadando y se adentra en las profundidades hacia algún recóndito lugar de su poza...


No sé si nos volveremos a encontrar, si ya es complicado engañarlo una vez, dos es casi utopía, en cualquier caso fue uno de los mejores regalos que Papa Noel me podía haber hecho este año...


EL PROTAGONISTA DE ESTE RELATO

10 dic. 2013

MI GÁLLEGO, MIS LUCIOS

Cuando visito este río y vuelvo la vista atrás, sólo me viene a la cabeza una palabra, nostalgia.
Este río posee para mi un encanto muy especial ya que es en cierto modo la “escuela” donde he aprendido todo cuanto sé sobre la especie esox lucius, posee la magia de la inaccesibilidad y de descubrir que se esconde bajo sus verdes aguas.


12 feb. 2013

LA PESCA DEL LUCIO (ESOX LUCIUS)


EL LUCIO (exos lucius)
Familia: Esócidos
Orden: Clipeiformes
Clase: Estenidos

Especie introducida en España por el servicio forestal (ICONA). Los trajeron desde Francia en 1.949 para liberarlos, con motivo de estudio, en los estanques del Palacio de Aranjuez y desde allí y amparándose en fines deportivos fueron liberados en tramos del río Tajo.

En apenas 50 años tanto por su expansión natural como ayudado por el hombre, fue colonizando casi todas las principales cuencas hidrográficas de nuestra geografía.

Aunque se conocen fósiles de la época del pleistoceno en la cuenca del río Tajo, no formaba parte de nuestras especies piscícolas desde hacía miles de años.

Hasta la aparición de siluro, el lucio era el depredador más grande de nuestras aguas interiores, (de ahí la gran afición a la pesca de esta especie, pues suponía todo un reto para los pescadores).

7 nov. 2012

FEDERPESCA LUCIOS Y SWIMBAITS


Tras varios meses sin escribir, un nuevo artículo me ha sido publicado en la revista Federpesca en el que habla de la gran aceptación de estos grandes señuelos por el lucio, especialmente en la pesca en ríos y escenarios de poca profundidad donde esta especie está presente, más información en la revista Federpesca.


1 feb. 2012

LEY DE PESCA EN ARAGÓN 2012


Pues parece ser que gracias al famoso DECRETAZO de Noviembre del 2011, especies como la lucioperca, siluro o perca fluviatilis no son demasiado del agrado de la administración y no tienen el beneplácito de otras especies que por otra parte tampoco son originarias de aquí y si cuentan con ese beneplácito como podían ser el bass, lucio, carpa, trucha arcoiris o salvelino, todavía parece ser que hay especies de primera y de segunda categoria.



En cualquier caso, no sé hasta que punto te pueden "obligar" a no devolver un pez a su medio o lo que es lo mismo a "desde los despachos" quitarle la vida gratuitamente a un ser vivo que no tiene ninguna culpa de estar ahí. Todos podemos tener un resbalón inesperado, un no sujetar al pez de la forma adecuada o en el caso del siluro al ser peces bastante "resbaladizos" escurrirse de las manos en el último momento, eso queda en la conciencia y en la forma de entender la pesca de cada uno.

La que mejor parada ha salido ha sido la carpa, de lo cual me alegro enormemente, en  la provincia de Zaragoza es obligatorio el CAPTURA Y SUELTA, lo cual quiere decir que toda esa "banda" de pescateros en su mayoría de los paises del Este ya no gozarán de esa impunidad, era lamentable sobre todo en el embalse de Mequinenza y Ribarroja el ver día a día como se llevaban y limpiaban en la misma orilla kilos y kilos de carpas, algunas de muchos kilos sin que nadie pudiera hacer nada, al menos ahora "legalmente" ya se puede hacer algo...

Os dejo el enlace para consultar esta polémica LEY DE PESCA EN ARAGÓN 2012 que sin duda dará que hablar.

27 ene. 2012

VINILOS RELAX PARA LA PESCA DEL SILURO Y LA LUCIOPERCA


La marca Relax nos ofrece una amplia gama de vinilos para el siluro, lucio, lucioperca o incluso las percas fluviatilis, con una catálogo de modelos y colores realmente espectacular. Los modelos yankees, kopyto, viper y twister de 6"  ideales para la pesca del siluro y el lucio, y los modelos viper, diamond, kopyto, yankees en tamaños más pequeños de 3", 4" y 5" para la lucioperca o fluviatilis.

 KOPYTO 5" Y 6 "RELAX CARTA DE COLORES

Las hendiduras que posee el modelo kopyto en la cola hacen que parezca que tienen vida propia, dotándolos de un movimiento único para cualquier depredador. 


24 ene. 2012

PESCA DEL LUCIO Y SWIMBAITS


La pesca del lucio también es posible en invierno, siendo uno de los pocos peces que dan la cara aún con temperaturas frías cuando la mayoría de los peces permanecen inactivos. Aunque el río Gállego no es ni sombra de lo que fué en su día y cada vez la pesca del esócido resulta más complicada, todavía quedan algunos lugares que esconden buenos lucios que si se conocen y se da con la tecla correcta pueden deparar buenas capturas.

LUCIO GÁLLEGO

LUCIO CON SWIMBAIT

9 ene. 2012

POR UNA BUENA CAUSA






El pasado 14 de Noviembre de 2011, fue aprobado por el Gobierno saliente el Real Decreto 1628/2011 (Especies Invasoras), el cual pone en peligro una gran cantidad de puestos de trabajo en nuestro país según se explica a continuación:El recién publicado Real Decreto 1628/2011 de 14 de noviembre (BOE Núm. 298 Lunes 12 de diciembre de 2011), por el que se desarrolla el artículo 61.1 crea el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras, en el que se han de incluir todas aquellas especies y subespecies exóticas invasoras que constituyan, de hecho, o puedan llegar a constituir una amenaza grave para las especies autóctonas, los hábitats o los ecosistemas, la agronomía, o para los recursos económicos asociados al uso del patrimonio natural y se regula el listado y catálogo de especies exóticas invasoras, aprobado por el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino que incluye a las especies Micropterus Salmoides (Black Bass o perca americana) y Essox Lucius (lucio) en el anexo I de la citada orden lo que implica que estas dos especies pasan directamente al catálogo de especies que constituyen una amenaza grave para las especies autóctonas.En el artículo 4.1 de este Real Decreto se define el catálogo y se incluyen en él… “las especies exóticas para las que exista información científica y técnica que indique que constituyen una amenaza grave para las especies autóctonas, los hábitats o los ecosistemas, la agronomía o para los recursos económicos asociados al uso del patrimonio natural. Las especies que integran el Catálogo de Especies Exóticas Invasoras son las que aparecen indicadas en el Anexo I”.En el artículo 8 de dicho Real Decreto se recogen los efectos (prohibiciones y obligaciones) de la inclusión de una especie en el catálogo.“8.1. La inclusión de una especie en el Catálogo y Listado y de acuerdo al artículo 52.2 de la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, conlleva la prohibición de su introducción en el medio natural, en todo el territorio nacional y en las zonas marinas bajo soberanía o jurisdicción española. De esta prohibición se exceptúan, previo control administrativo de la comunidad autónoma, en su caso, las especies del Listado introducidas en recintos vinculados a actividades humanas y aislados del medio natural.8.2. La inclusión de una especie en el Catálogo, de acuerdo al artículo 61.3 de la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, conlleva la prohibición genérica de su posesión, transporte, tráfico y comercio de ejemplares vivos o muertos, de sus restos o propágulos, incluyendo el comercio exterior. Esta prohibición podrá quedar sin efecto, previa autorización administrativa, cuando sea necesario por razones de investigación, salud o seguridad de las personas.



31 dic. 2011

PESCA NOCHEVIEJA 2011


Después de bastantes días sin salir de pesca para acabar el año fuimos a una zona que hacía días que no pescaba y donde conviven el lucio con truchas realmente XXL, hacía tal vez más de dos años que no pisaba esa zona aunque en algunos momentos me deparó buenas capturas y acompañado de mi amigo Toño quise visitarla de nuevo, ésta vez superó con creces todas nuestras expectativas.



TRUCHA COMÚN

Al poco de comenzar a pescar una gran trucha sigue el artificial hasta la misma orilla, tras varios lances y sin obtener resultados cambio de artificial y al primer lance una locomotora de casi 2kg se debate al otro lado de la caña, después de la respectivas fotos vuelta a su medio, en esa misma badina apenas unos metros más abajo  de nuevo al primer lance una violenta picada y veo una trucha más grande que la anterior revolcándose para a continuación empezar a sacar línea aguas como un obús, dando hasta la sensación de estar enganchada en el fondo pero un fondo que se desplazaba aguas arriba, cuando la vemos no damos crédito un enorme macho de trucha fario que supera los tres kg de peso.

TRUCHA FARIO


Más que contentos ya y después de varias horas sin resultado decidimos coger el coche e ir a una zona más alejada, una badina que años atrás escondía buenos lucios, tal vez seguían allí.

DOBLETE DE LUCIOS

LUCIO 

 LUCIO GALLEGO

24 dic. 2011

PESCA CON MONTURA DRACHKOWITCH


Pesca con montura drachkowitch

El montaje drachkowitch, no es más que una simple e ingeniosa montura en la que se inserta un pez muerto o un pez de vinilo, (si bien para pescar con peces de vinilo hay montajes más sencillos e igualmente efectivos) y a golpes de caña se le da vida, dando la sensación de un pez en dificultades, capaz de seducir al más precavido y receloso de los depredadores, aunque fue creado y diseñado para la pesca de la lucioperca, es igualmente efectivo para la pesca del lucio, son estas dos especies las más buscadas con esta técnica y con las que el montaje se muestra más eficaz.


MONTURAS DRACHKOWITCH

Y aunque la técnica sea la misma y en un momento dado, si ambas especies coinciden en las mismas aguas podemos capturar una u otra indistintamente, hay diferencias en cuanto al plomeado de la montura, el manejo, el tamaño del pez a utilizar, de los triples, etc... que pueden hacer decantarnos por una u otra.

El lucio

La pesca del lucio con ésta modalidad es menos técnica que la de la lucioperca, por un lado y por norma general  el lucio suele aguantar más el pez en la boca, por lo que es mayor el tiempo del que disponemos para clavar, por otro se suele encontrar a menor profundidad que las luciopercas y su ataque es siempre mucho más violento, por lo que las picadas son mucho más fáciles de detectar.
Algunas de las monturas destinadas al lucio van plomeadas en mayor o menor medida en el interior del pez y precisan de menos plomeado que las destinadas a la lucioperca, 4-6-8 gramos pueden ser válidos, incluso pescar sin plomo si el lugar lo precisa (claros entre manchas de algas, zonas con mucha vegetación sumergida, lugares con muy poco fondo, etc), pero esto es una cuestión, que es el pescador el que debe de sacar sus propias conclusiones, puesto que en gran medida el peso del plomo de la montura dependerá de la profundidad del lugar en el que pesquemos, así como de sus características, río, embalse, etc...
LUCIO CON DRACHKOWITCH

11 jun. 2011

CAPTURA Y SUELTA

Manipulación de especies


Tan importante como  el saber engañar un pez es después de haberlo conseguido, saber sacarlo del agua, manipularlo, sujetarlo, desclavarlo y liberarlo sin que su integridad, ni la nuestra corran ningún riesgo y eso es algo que se aprende con el paso de las años y en gran medida lo da la experiencia, a más peces desclavados, mayor será la habilidad y la destreza en todo ese proceso desde que lo clavamos, lo sacamos del agua, pasando por su posterior desanzuelado, sesión fotográfica y retorno al agua.

No sirve de nada liberar un pez si por culpa de una mala manipulación o un mal trato muere horas después de haberlo liberado, para ello es importante seguir una serie de pasos mínimos y sencillos para que el captura y suelta sea efectivo, tal vez lo primero sea mantener el pez siempre húmedo mientras se encuentra fuera del agua, el desclavado y la sesión fotográfica a de ser rápida y siempre en el menor tiempo posible, si exceptuamos el siluro que debido a sus dimensiones y su resbaladiza piel resulta más complicado, el hacer unas fotos no supone más de 2-3 minutos, lo que exceda de ese tiempo está ya demás, en caso de ir solo y querer hacer una foto al pez en el suelo, ese “suelo” ha de ser un lugar blando, húmedo y sin aristas cortantes, como piedras, rocas, etc.. la hierba mojada suele ser una excelente “alfombra” para esa función, una vez realizadas las fotos y el pez se encuentre en el agua para ser liberado nunca debe ser abandonado a su suerte, moviéndolo y oxigenándolo de adelante a atrás si fuese necesario hasta que pueda mantenerse en su posición natural y se vaya pos sí mismo, sin ayuda de ningún tipo, no cuesta tanto invertir algo más de tiempo en esa reanimación y ver como se aleja nadando de nuestra vista, no hay nada más gratificante para la vista que contemplar esa escena.


Pero cada especie posee unas características morfológicas propias y en función de ellas debemos de cogerlos, desanzuelarlos o manipularlos, analizaremos las cuatro especies más representativas de depredadores presentes en nuestras aguas como son el bass, el lucio, el siluro y la lucioperca y como manipularlos correctamente:

Lucio

Si hay un pez que en todo este proceso de desanzuelado y manipulado delataría a un pescador sin experiencia y mostraría sus debilidades es sin duda el lucio y es que las fauces de uno de estos “cocodrilos” imponen demasiado respeto, sobre todo para quien no está demasiado acostumbrado a toparse con ellos y es que el desclavar un lucio puede ser algo de lo más natural si sabes como debes hacerlo o convertirse en toda una odisea.
La mejor forma de manipular o coger un lucio es por la “nuca”,  introduciendo los dedos pulgar e índice por encima de sus opérculos branquiales y sujetándolo firmemente, asegurándonos antes de que ya esté lo suficientemente cansado, esta forma de cogerlos se complica cuando se trata de ejemplares  ya grandes, los cuales es mejor levantarlos metiendo los dedos índice y corazón por una de sus branquias, justo por su parte más exterior, aunque de todos es conocido que los lucios poseen cortantes “dientes” también en las agallas, hay un punto en el que si se saben coger carecen de ellos y no representa el menor riesgo, aunque recomendaría abstenerse a aquellos que no lo tengan demasiado claro y que no estén seguros de lo que hablo, si por el contrario si lo estáis es aconsejable ayudar a sostener el peso con la otra mano a la altura de la aleta anal, tal y como muestra la foto.



Creo que no hace falta ni que decir que jamás debemos de coger un lucio por los ojos o peor aún con la ayuda de un “gancho” como tradicionalmente se hizo durante años e incluso aún hay quien lo sigue haciendo, se trata de costumbres tan ancestrales y retrógradas como equivocadas si lo que se quiere es devolver al agua un lucio en perfecto estado.
A la hora de desclavarlos, hacerlo con los medios adecuados, unos alicates largos son imprescindibles, mientras que un fórceps o abrebocas viene bien, pero no son tan necesarios empleándolos tan solo ante casos en los que el pez ha engullido el artificial más de lo deseado.
Si queremos retener por unos instantes un lucio, tal vez lo más apropiado sea un saco de retención de los empleados en carp-fishing, aunque carece totalmente de sentido retener un pez tan delicado como es el lucio tal vez durante horas, para tomar unas fotos que podíamos tomar en el acto.

Lucioperca

Tanto la primera, como la segunda forma que he descrito para el lucio son perfectamente válidas también para la lucioperca, si nos inclinamos por la primera, tan sólo deberemos tener sumo cuidado con la punzante y espinosa aleta dorsal, mucho más temible que la inofensiva y redondeada dorsal del lucio y si lo hacemos por la segunda de ellas, es mucho menos “peligrosa” ya que la boca de éstas no es tan temible como la del esócido, aunque si me hubiese de inclinar por una, especialmente si se trata de  ejemplares grandes, la mejor forma para levantarla sin que se nos escape de las manos y sin temor a hacernos daño es sujetándola fuerte y firmemente a la altura de su aleta caudal, justo donde acaba el cuerpo y empieza ésta, su áspera piel y la pronunciada forma de su aleta caudal convierten esa zona en un asidero perfecto donde agarrarla.



Si hay un pez extremadamente delicado y frágil a la hora de manipularlo al que hay que mimar y soltar inmediatamente si queremos que su liberación sea exitosa es la lucioperca y ya no sólo por el hecho de que suela ubicarse en zonas profundas y el fenómeno de la descompresión, sino porque es un pez frágil y delicado, incluso con luciopercas pescadas en lugares con apenas 2 metros de agua y después de unos minutos (2-3) haciendo fotos, al ir a liberarlas ha habido que reanimarlas antes de su liberación.

Black-bass

La verdad es que viendo su enorme bocaza no hace falta ser un lince para adivinar que ésta es el mejor “agarradero” que posee, habiendo de introducir el dedo pulgar por la parte superior de su boca y el índice por la inferior, en ejemplares superiores al kg de peso es conveniente ayudar a soportar ese peso con la ayuda de la otra mano, poniéndola a la altura de su aleta anal.



Si se pesca desde la orilla y por lo tanto se carece de vivero, tal vez la mejor forma de retener un bass sea mediante un ensartador o “stringer”, aunque salvo competiciones creo que es bastante absurdo y en ningún caso se debería hacerlo, resulta mucho más agradable y gratificante contemplar la foto de un  sólo bass recién salido de su medio que la de un “puñado” de ellos colgando de un “stringer”.

Siluro

La mejor forma o casi diría yo la única forma de coger un gran siluro para echarle el guante es de la boca, la mandíbula inferior de un “bigotes” parece estar hecha a la medida de nuestra mano, siempre ha de hacerse con la ayuda de unos guantes de jardinero o similares si no queremos que nos “abrase” las manos, la boca de un siluro es una auténtica lija, cuando se trata de ejemplares ya crecidos es conveniente sujetarlo con ambas manos, de lo contrario tenemos todas las papeletas para que se nos escape.
En el caso del siluro y dadas las dimensiones de estas “moles”, la mejor forma de posar con ellos es metido en el agua, lo moveremos y pondremos a nuestro gusto para la foto, mucho mejor que en tierra firme, a parte de que el pez también nos lo va a agradecer, en el caso de que esto no sea posible utilizaremos una lona fuerte de plástico bien húmeda, tipo toldo de camión, jamás deberemos arrastrar un siluro por el suelo ya que a parte de provocarle heridas en su delicadísima piel, le desprenderemos de la mucosa que la protege.



En el caso querer retenerlo durante unos instantes antes de echarnos unas fotos con él, lo haremos con una cuerda de material sintético y mejor aún con el extremo forrado de plástico, nunca con una cuerda de cáñamo o similar, ni con un nudo corredizo que le aprisione la mandíbula.

Bocagrip, ¿si o no?

La verdad es que esta práctica herramienta facilita enormemente las cosas a la hora de coger el pez del agua, otra cosa es que sea éticamente la más correcta ya que en algunos casos puede ocasionarle daños al pez.
Aunque en su día tan sólo estaba el conocido como “bocagrip” (es el original), hoy en día son muchos los modelos que pueden encontrarse tratando de imitarlo y aunque algunos “casi” lo han conseguido, no todos son de lo más recomendable, sin duda el mejor de todos es el original, también su precio es el más alto con mucha diferencia y es que a parte del diseño de las tenazas bastante redondeadas diseñadas para no dañar al pez, éste modelo gira sobre sí mismo, evitando posibles desgarros en la boca cuando se mueve, seguirían algunos modelos como los que comercializa berkley que aunque no giran sobre sí mismo, si que dispone de unas tenazas no punzantes, habiendo otros modelos no demasiado recomendables que acaban en punta y que no giran que podían ocasionar al pez importantes daños.



Este práctico utensilio puede utilizarse indistintamente con cualquiera de las especies mencionadas, incluso con siluros que no superen los 15-20kg es perfectamente válido, aunque yo tan sólo recomendaría su uso en casos estrictamente necesarios en los que el pez viene clavado de fuera, con los triples “al aire” y se hace peligroso para las manos del pescador y siempre que se utilice ayudando con la otra mano a levantar el pez, nunca levantaremos todo su peso solo con la ayuda del bocagrip.


En definitiva sea la modalidad que sea la que practiquéis o la especie que pescáis si estas pequeñas recomendaciones y consejos sirven para salvar la vida de un sólo pez, este pequeño artículo ya habrá merecido la pena.