PESCA DE SILUROS A PELLETS, SI QUIERES RESERVAR TU JORNADA DE PESCA LLAMA E INFÓRMATE EN EL 605521371 o en albertomillan@silurosallanzado.com

5 sept. 2011

PESCA EN EL RÍO EBRO (CASPE), PERCAS FLUVIALITIS UNA JORNADA DE LOCURA


La pesca de siluros al lance está pasando por una mala época, un embalse bajando por momentos y un Ebro muy bajo y debido a ello una gran cantidad de algas en suspensión hacen que la pesca resulte muy difícil y este sábado decidimos cambiar de especie y de lugar buscando el pasar una mañana entretenida.






Aunque comenzamos a pescar más tarde de lo esperado debido a problemas técnicos, no tardamos en ver los primeros resultados y apenas en media docena de lances ya habíamos obtenido nuestra primera captura, se trataba de una perca fluvialitis.
Las capturas se fueron sucediendo a lo largo de la mañana hasta el punto de hacer varios “dobletes” , como pasó en su día con el siluro y más tarde con la lucioperca, ahora está pasando con la perca fluvialitis, esta nueva especie ha colonizado las aguas de Mequinenza y está en pleno “boom” pudiendo realizarse pescatas” espectaculares a poco que sepas moverte por el embalse y analizar la ubicación de los peces.











Esta especie que ya había pescado anteriormente pero tan sólo con capturas anécdoticas me sorprendió muy gratamente, primero por su lucha, nada que ver con la lucioperca y después porque su pesca es muy versátil, rápida y dinámica, muy similar a la del bass, capturamos peces con crankbaits, jerkbaits, vinilos al texas y lo mejor y lo que más me sorprendió es la facilidad para tomar señuelos en superficie con picadas que nos pusieron los pelos de punta, de hecho tal vez 15- 20 capturas fueron obtenidas con paseantes en superficie buscando el bass.
También me alegró ver que el bass parece estar recuperando el status que tuvo en su día y ya no resulta tan complicado el hacerse con varios ejemplares de una talla más que aceptable.
Al final de la jornada a eso de las 16:00h un total de 52 peces subieron a bordo, entre percas fluvialitis, basses y hasta una solitaria lucioperca.